Estudiantes de salud de Concepción levantan diagnóstico y propuestas para cambiar el sistema sanitario chileno

Share on LinkedIn

Entre las propuestas está el luchar contra todo tipo de des­igualdad, concentración de poder y forma de explota­ción, cuestiones que repercuten directamente la salud. 

Concepción, Chile. 28 de junio 2017.- Más de 50 estudiantes de la salud y egresadas/os, organizadas/os en el espacio “Escuela Crítica de Salud”, realizaron un diagnóstico de la salud en Chile y esbozaron propuestas para acabar con las inequidades en salud. Esto acompañado ya de un trabajo constante en formaciones abiertas a la comunidad, agitación, trabajo territorial y organización política. (Documento completo AQUÍ)

Estudiantes de medicina, obstetricia y puericultura, kinesiología, tecnología médica, odontología, psicología, trabajo social, enfermería, veterinaria y ciencias políticas, provenientes principalmente de Universidades como la Universidad de Concepción, a la cual pertenece la mayoría, de la Universidad Andrés Bello Sede Concepción y la Universidad Católica de la Santísima Concepción, en conjunto con profesionales de la salud, realizaron un diagnóstico colectivo en relación a la realidad de la salud en Chile.

Abarcaron diversas perspectivas, tanto de la estructura económica que rige nuestro sistema de salud y sus eventuales con­secuencias, los determinantes que enferman a la socie­dad, las condiciones laborales en que se ejerce la salud, el trato hacia usuarias y usuarios, y así también como se establece la enseñanza de la salud a quienes ejercen su profesión en esta área, cuestionando en su defecto las actuales mallas curriculares en Educación Superior.

La Escuela Crítica de Salud es un espacio que funciona desde fines del año 2015 y que ha ido agrupando personas comprometidas y con conciencia social, que tienen como meta trabajar las inequidades de este sistema de salud. Para eso, consta de tres ejes; de trabajo comunitario, donde existe un proyecto de educación popular en salud, promoción y prevención en Higueras, Talcahuano que se desarrolla en conjunto con la Fundación EPES Concepción.

El segundo es un eje de formación, donde realizamos charlas abiertas a la comunidad, entre las que han destacado un foro sobre la privatización de la salud y las ISAPRES, y otro de salud trans. Así también, un eje político, donde se trabaja en conjunto con otras organizaciones como la Mesa Regional de la Salud, Mesa Territorial de la Salud de Talcahuano y el Movimiento Salud para Todas y Todos.

Existe vinculación de la Escuela con diversos gremios y sindicatos de la salud, como lo son las FENPRUSS del Hospital Higueras, la FENATS del Hospital Regional de Concepción y la CONFUSAM.

Del diagnóstico realizado, que constó de un trabajo de 2 jornadas, de más de tres horas cada una, con la participación de más de 40 personas y un trabajo de redacción y síntesis, se han concluido cuestiones fundamentales:

La actual crisis en salud requiere urgencia. Las causas de esta ha sido el modelo neoliberal implantando en los 80 que ha permitido la desarticulación de la salud estatal y la expansión del sector privado, por ejemplo, a través de la creación de las ISAPRES las cuales lucran con este derecho y el traspaso de dineros públicos a privados como a través de la compra de servicios, la modalidad de libre elección y las concesiones hospitalarias.

Existe también un problema en el enfoque, en un sistema que es curativo y que no prioriza la promoción y prevención de la salud, y que además no contempla otras aristas como la interculturalidad, los problemas de género, entre otras temáticas.

Como propuesta han definido dos cuestiones principales.

1.-Levantar espacios de trabajo territorial y comunita­rio que permitan empoderar a la población en torno a su salud, donde estudiantes, trabajadores/as de la salud y pobladoras/es se articulen en un trabajo en conjunto que mejoren las condiciones concretas de vida del sec­tor. En el gran Concepción ya existen experiencias, a través de la organización en mesas de la salud, como la Mesa Territorial de la Salud de Talcahuano y la Mesa Regional de la Salud.

2.-Levantar demandas y generar movilizaciones que permitan mejorar las condiciones sanitarias de nuestra población. Esto implica reivindicar problemáticas sani­tarias concretas como luchar contra todo tipo de des­igualdad, concentración de poder y forma de explota­ción, cuestiones que repercuten directamente la salud. Para esto nos hemos articulado con el Movimiento Salud para Todas y Todos.

 

Share on LinkedIn