4 de julio en Concepción: Movilización contra el negocio de la salud

Share on LinkedIn

La Región del Biobío se sumó a la movilización nacional contra el proceso de privatización, que debilita la salud pública y fortalece el negocio de la salud.

«¡Por una salud Digna! Basta de espera y privatización», decía el lienzo que lideró la marcha por el centro de Concepción este 4 de julio, en el marco de la Movilización Nacional por la Recuperación del Derecho a la Salud.

Bajo la consigna del lienzo del Movimiento Salud para Todos/as, la Mesa Regional por la Salud del Biobío y la Asociación Nacional de Consejos de Salud (ANCOSALUD) marcharon trabajadores/as, usuarios/as, estudiantes/as, y pobladores/as que forman parte de estas organizaciones.

DECLARACION PÚBLICA

La Mesa Regional por la Salud del Biobío, que agrupa a gremios de la salud, organizaciones de usuarios, comunitarias, estudiantiles y ONG, apoyó activamente lo acordado en el último Congreso de la Asociación Nacional de Consejos Consultivos realizado en Valparaíso y se sumó a la movilización nacional del 4 de julio en defensa de la salud pública y fortalecimiento de la Atención Primaria, amenazada por la actual reforma propuesta por el gobierno.

Declaramos y exigimos:

1.-Que la salud sea considerada como un derecho garantizado por el Estado, de acceso universal, oportuno, de calidad y gratuito.

2.-Nos oponemos al proceso privatizador, que desde la década del 80, debilita la salud pública y fortalece el negocio de la salud.

3.-Exigimos una solución real para las listas de espera que afectan a miles de personas en muchos casos con riesgo vital y muerte.

4.-Exigimos que el Estado se responsabilice de la construcción de la infraestructura adecuada en salud, sin entregar enormes recursos financieros a los privados.

5.- Que el Estado fortalezca la Atención Primaria, enfatizando en la prevención y promoción, entendiendo que la salud está determinada por las condiciones de vida de la población.

6.- Demandamos que la prevención y promoción sean ejes para abordar el avance de problemas de salud como el VIH/SIDA, la obesidad, los cánceres y en general las enfermedades crónicas no transmisibles, para lo cual se requieren campañas educativas permanentes y políticas que mejoren las condiciones de vida.

7.-Exigimos que los adultos/as mayores accedan a la salud en condiciones de dignidad y calidad que sean necesarios, lo que implica contratación de recurso humano especializado.

8.-Demandamos un modelo de salud que responda a las necesidades de las mayorías, financiado con impuestos generales, con participación vinculante de la comunidad y de los/as trabajadores organizados, que respete la diversidad cultural y equidad de género.

¡Construyamos juntos y juntas una Nueva Salud para una Nueva Sociedad!

Mesa Regional Salud del Biobío, Confusam, Fenpruss, PRAIS, Escuela Crítica de Salud, Fundación EPES, Mesa Territorial de Talcahuano, Ancosalud.

Share on LinkedIn