Encuentro “Por una Nueva Salud”, en Talcahuano


En el Encuentro Por una Nueva Salud, los asistentes dieron a conocer su opinión respecto a cuáles eran los problemas/necesidades en salud más apremiantes de resolver en la comuna. Al respecto, se planteó la necesidad de generar alianzas y organización entre los trabajadores de la salud y los usuarios del sistema.

publico-encuentroConcepción de Chile, 25 de mayo de 2014 (EPES).- Con diversa convocatoria, la Mesa Territorial en Salud Talcahuano realizó el Encuentro “Por Una Nueva Salud”, el 23 de mayo, en la sede gremial del Hospital Higueras.
A la actividad asistieron miembros de diferentes organizaciones: AFUSAM Higueras, ACES, Consejo Consultivo de Usuarios Higueras, Junta de Vecinos Leonor Mascayano, Junta de Vecinos Villa Oceanía, PRAIS Alejandro Arévalo Talcahuano-Hualpén, Coordinadora Chorera No al Proyecto Octopus, Movimiento NO + AFP, Fundación EPES,  y estudiantes y federación de la Universidad de Concepción.

El objetivo general de la actividad fue “construir una plataforma de lucha por la salud para Talcahuano”.

Objetivos específicos:

  • Elaborar una propuesta de soluciones para los problemas más apremiantes de la atención de salud de la población.
  • Perfilar un itinerario de trabajo en el ámbito de medio ambiente y salud.
  • Incorporar nuevos actores en la discusión de la salud que queremos.
  • Relevar la importancia de la participación vinculante en salud.

Expositores/as

El economista Ciro Ibáñez partió su presentación con la definición de salud de la OMS “la salud es un estado de completo bienestar físico, mental y social, y no solamente la ausencia de afecciones o enfermedades. (1946)”, con el objetivo de no perder de vista que la salud no hay que abordarla sólo desde el punto de vista de sanar la enfermedad, sino cómo hacemos para resolver los factores determinantes sociales de la salud que hacen que nos enfermemos y las inequidades que existen en el sistema de salud entre los beneficiarios de FONASA y los de ISAPRES, entre otros.

Dio a conocer datos estadísticos, como por ejemplo los principales reclamos en el Servicio de Salud Talcahuano año 2011: procedimientos administrativos (46%), tiempos de espera (18%), y trato (16%). La desigualdad entre los beneficiarios de Fonasa e Isapres, donde existen 920 beneficiarios de Fonasa por médico con contrato en el sector público de salud, y 276 beneficiarios de Isapres y otros no Fonasa por médico privado exclusivo, a nivel país.

Expuso de cómo el gasto en salud recae mayoritariamente en la población, donde el 38.2% corresponde al gasto de bolsillo, el 27.8% a las cotizaciones obligatorias de los usuarios de Fonasa e Isapres, el 30.2% proviene del gasto público directo, y el 3.8% por cotización voluntaria.

También expuso Mery Romero, integrante del Comité Consultivo del Hospital Higueras, quien se refirió a la participación social en salud. Destacó la importancia de “contar con personas informadas, con conciencia de derecho, con capacidad de influir y decidir, ser actores sociales protagonistas, con capacidad para articular, elaborar y negociar propuestas y ser representantes de los intereses de nuestra comunidad”.
Además, hizo referencia a los problemas que se enfrentan en relación a la participación:

  • Una participación sólo instrumental
  • Baja influencia en la toma de decisiones
  • Bajo nivel de formación en temas de salud pública, tales como sistema de salud pública y su financiamiento, orientaciones económica y política que lo sustenta, determinantes sociales de la salud (pobreza, educación, trabajo precario, contaminación, bajos ingresos).
  • Trato humanizado.

Finalmente, dio a conocer las conclusiones y propuestas sobre promoción y financiamiento vertidas en el Encuentro de Consejos de Desarrollo y Consejos Consultivos realizado, hace unos meses, en Puerto Montt.

sandra-encuentro

Sandra Castañeda, educadora de EPES Concepción, en el encuentro.

En el Encuentro Por una Nueva Salud, los asistentes dieron a conocer su opinión respecto a cuáles eran los problemas/necesidades en salud más apremiantes de resolver en la comuna, entre los cuales destacaron:

  • La necesidad de generar alianzas y organización entre los trabajadores de la salud y los usuarios del sistema.
  • La necesidad de mejorar la gestión y aumentar los recursos en salud, como el PIB y el per cápita por usuario, para disminuir las filas, los tiempos de espera, disminuir la pérdida de horas médicas, entre otros.
  • La necesidad de incorporar la medicina alternativa, la educación sexual no normativa y el parto humanizado y respetado.
  • Resolver los problemas de la participación no vinculante.
  • Resolver el problema de la atención paternalista y que se considere la autonomía y autodeterminación de los usuarios.
  • Resolver el problema medioambiental de la comuna.
  • Resolver el problema de los postrados de la tercera edad y personas con problemas psiquiátricos en la comuna (hogares).